De Dubái a las Bahamas

Jon Rahm entra de lleno en el libro de los grandes jugadores de golf de la historia. Su nombre figura ya junto al de Severiano Ballesteros.

Ambos ganadores y los únicos que han logrado acabar la temporada, como los número 1 del circuito europeo, sin duda alguna los referentes del golf español en el mundo entero.

La meteórica carrera de Jon parece no encontrar techo y los pocos muros que se encuentra los solventa con grandes victorias. No es de extrañar que gracias a esa tenacidad Jon sea el jugador con más victorias en los últimos 3 años, repartidas por su puesto, entre el European Tour y la PGA americana (6 y 4 respectivamente) y todo ello en las 3 temporadas (completas) que lleva como jugador profesional desde que llegó su primera victoria en Torrey Pines con aquel famoso putt kilométrico de casi 20 metros para marcar un Eagle en su tarjeta.

Su victoria en Oriente Medio le posiciona en el número 3 del ranking mundial junto a pesos pesados como son Brooks Koepka (actual número 1) y Rory Mcilroy (2), huesos duros de roer que ven como el español achica distancias y amenaza el trono de Koepka asentado en lo más alto con sus 4 majors en 3 años.

Todos ellos giran la vista en dirección a las Bahamas, al prestigioso Hero Championship de la fundación de Tiger Woods. Un torneo reservado para los mejores 18 jugadores de la temporada y donde se dictaminará el punto de partida de la nueva temporada 2020 con el ranking mundial definido al 100% y quien sabe quizás con Jon a la cabeza.

Sin duda podemos aventurarnos a decir que la próxima temporada promete y cabe destacar la presencia de 3 jugadores en concreto junto a Jon, considerados los favoritos en todas las quinielas para ganar un grande.

Se masca en el ambiente que Jon pronto logrará ganar su primer grande, tiene motivos más que suficiente para encontrarse en esta lista de favoritos.

Tiger Woods el nuevo gatito ya ruge como el gran jugador que fue y cuando esta fino es un jugador indomable.

Brooks Koepka, considerado el gran tirano de los US OPEN, (dice solo sacar su mejor juego para ganar grandes) se quedó a las puertas de lograr una hazaña única, lograr 3 veces seguidas la conquista US OPEN. ¿Volverá a imponerse su potencia física?

Rory Mcilroy tras una temporada movida, de pasar con grandes vueltas de calidad (se quedó a un solo golpe de lograr el récord total de menos golpes en una ronda de golf) a fallar cortes y un juego inestable, parece haber encontrado su equilibro entre potencia y técnica nuevamente y sus últimas victorias, en especial contra Xander Schauffele, han renovado la energía de un jugador apagado a quién el mismísimo Brooks Koepka ninguneó por no considerarle un peligro hasta la fecha. Sed de venganza se huele en el ambiente.

Hagan sus apuestas, no todo comienza en Bahamas…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .